lunes, 9 de marzo de 2009

Y a partir de aqui.... el silencio
- Pero, como que..?
No, no insistas, yo soy el señor del tiempo y del destino y estoy cansado de tus lloros y tus súplicas, a partir de ahora, todo lo que escuches y todo lo que veas y todo lo que sientas será mentira.
- ¿Tambien su risa?, ¿ Y sus ojos?, No lo entiendo.
Pero si no hay nada que entender chaval, nada existe, nada es verdad, asi estaras a salvo, te lo prometo.
- No creo que pueda estar a salvo de nada, si todo es mentira, si ella es mentira.
Pues ya ves, a partir de hoy, ya nada existe, todo lo que ves, es falso. Si, ya veras como luego me lo agradeces, esto no te llevaba a ningún sitio, tu confia en mi, lo mismo hasta terminas la carrera y encuentras un buen curro.
- Pero si yo estoy muy bien, bueno lo estaba, madrugaba un montón y siempre estaba enfadado, pero cuando llegaba a casa, siempre estaba ella esperandome en el sofa y cenabamos sopa y luego veiamos el telediario, acurrucaditos en el sofá.
Ya bueno, pero ya veras como en unos días eso se te olvida, o no te acuerdas cuando salía con sus amigas y llevaba tan tarde y te comian los celos, además, no tengo porque darte explicaciones, es lo que hay y punto. Ella se ha ido, yo la he borrado y todo lo demás no importa, aceptalo, tio. Yo hago lo que quiero. Por cierto, también he borrado los yogures de la nevera y el gel de la ducha, asi que a ver como te las apañas.
Publicar un comentario