domingo, 4 de octubre de 2009



Los optimistas en cambio guardan a menudo algo de gloria, que no es siempre la de hoy ni la de antes. Hacen un nudo con las certidumbres y llenan su bolsillo de poesia.

D. Mario Benedetti (Vivir adrede)
Publicar un comentario